La vida adulta es complicada porque en ocasiones puedes enfrentarte a situaciones que pueden llegar a causarte un verdadero dolor de cabeza, por lo que buscas ayuda de las personas cercanas a ti. Tener un sistema de apoyo está bien, el problema surge cuando quieres que alguien más solucione algún percance que te pueda pasar como el protagonista de esta nota.

Faiz Siddiqui, graduado de la Universidad de Oxford, de 41 años, está desempleado y ha emprendido acciones legales contra sus padres, que viven en Dubai, exigiéndoles que le paguen una manutención infantil de por vida porque depende de ellos por completo.

Faiz vive sin pagar un centavo en el apartamento de 140.000 dólares que alquila en Londres. Además, sus padres lo ayudaron a pagar las facturas, la comida y más. Sin embargo, quieren que todo esto deje de provocar discusiones.

Según algunos informes, sus padres le dan más de $ 500 a la semana para sus gastos. De hecho, el padre de familia piensa que el hombre de 41 años está en todo su derecho de reclamar una pensión alimenticia como un «niño adulto vulnerable» debido a que tiene algunos problemas de salud y no darle ese apoyo sería una total violación a sus derechos humanos.

Faiz se formó en los principales bufetes de abogados de la ciudad donde reside, pero irónicamente está desempleado desde 2011. Primero intentó emprender acciones legales en 2020, pero su caso fue desestimado por un juez de familia y revisado por el Tribunal de Apelación. Tenga en cuenta que si tiene éxito en ganar la causa, podría afectar los derechos de los padres en todo el Reino Unido.

Otro precedente que tiene es que en 2018 intentó demandar a la Universidad de Oxford por alrededor de $ 1,5 millones porque no pudo obtener un título de primera clase, ya que su nota final fue 2: 1, lo que equivale a ser un egresado de segunda clase. , según el sistema de calificación de inglés. Sin embargo, este caso fue desestimado por el Tribunal Superior.

El argumento a favor de esta demanda fue que la universidad tenía un sistema educativo «terriblemente malo» y, por lo tanto, no podía obtener un título superior. Además, agregó que la inscripción era «aburrida» y que los profesores estaban haciendo todo lo posible para asegurarse de que no obtuviera las notas que quería. Por otro lado, dijo que el 2: 1 que recibió le costó la oportunidad de asistir a clases de derecho en universidades de renombre de la Ivy League estadounidense, como Harvard.

Bajo la protección de su abogado, Roger Mallalieu, Faiz calculó pérdidas potenciales de alrededor de $ 1,4 millones, pero el juez a cargo del caso lo desestimó, argumentando que había presentado una preparación inadecuada y una falta de preparación para obtener el título que quería.

Este es un caso muy especial, ya que las peticiones que hace el hombre parecen las de alguien que no tiene ganas de mejorar, pero en definitiva, el mundo está lleno de cosas y casos que no pararán.