Debido a la pandemia de coronavirus, la situación económica para la mayoría de nosotros es muy difícil. Por eso, vender lo cosechado con tanto esfuerzo es un motivo de alegría que no se puede ocultar, como le sucedió a un hombre de 83 años que vive en Antioquia, Colombia. Al principio se viralizó su foto, en la que se ve triste porque no podía vender una sola papa, porque durante toda su vida se dedicó a trabajar en el campo.

A través de su cuenta de Twitter, un hombre identificado como Andrés Guerrero compartió esta imagen, con un mensaje pidiendo a los usuarios de las redes sociales que apoyen a este hombre, ya que esta es la única forma que tiene de ganar dinero para cubrir sus necesidades básicas. Afortunadamente, como se convirtió en un hermoso hábito, hubo personas que se aplicaron y fueron a comprar papas. En solo un día, el abuelo pudo vender toda su cosecha.

En profunda desolación, este hombre se volvió feliz, como lo demuestra el video que grabó Andrés cuando le dijo que todo estaba vendido. El granjero se puso a bailar y a cantar. Además, la sonrisa no se podía borrar de su rostro, porque en estos tiempos, conseguir dinero para sobrevivir es una hazaña alegre, que fue compartida por quienes vieron estas imágenes.

Con esa sonrisa, agradeció a todos los que se unieron para apoyarlo. Habiéndolo visto, podemos decir que esto es suficiente, porque nos muestra una vez más que cuando nos unimos todo es más fácil y podemos cambiar la vida de otras personas, que tuvieron que pasar por circunstancias complicadas, y darse cuenta de que aunque sea un breve momento de felicidad, no tiene comparación.